EL BLOG DE PEAZODECOCK

El lobo de internet

LOS CALCETINES DEL FUTURO


xsocks2 X-Socks, calcetines de alta tecnologíaEstabilizan el tobillo, protegen y reducen el riesgo de roces, amortizan los golpes, bloquean el paso de aire frío, absorben los choques sobre las pantorrillas, disminuyen la aparición de ampollas, ofrecen un sistema de ventilación óptimo y protección extrema para los dedos de los pies… ¿qué más se puede pedir?

Si te las compras para hacer piruetas en tu habituación o quedar el más guay en tu próxima pijama party, bien pero los calcetines X-Socks han sido pensado para atletas de alto nivel, no para pijogeeks compulsivos. ;)
Estos calcetines son el compendio de lo último en tecnología textil, diseñados por una ristra de biomecánicos e ingenieros que analizaron durante 6 millones de años… no, eso es lo que tardó el pie humano en perfeccionarse, ellos lo hicieron en mucho menos tiempo por cuestiones de marketing claro,… los movimientos del pie y su sofisticada interacción con el cuerpo.

En serio, si prácticas algún deporte de alto nivel, sea atletismo, jogging, trekking, skating u otro deporte acabando en “ing”, las X-Socks responderán a tus expectativas a la par que te proporcionarán un confort inigualable… eso dicen, me voy a comprar un par de ellos y a ver si juego mejor al Padel.

xsocks X-Socks, calcetines de alta tecnología

xsocks3 X-Socks, calcetines de alta tecnología

23 de febrero de 2009 Posted by | CALCETINES, FUTURO | Deja un comentario

TODOS LOS NOMBRES DEL HOMBRE BLANCO

Todos los nombres del “hombre blanco”

La primera vez que vieron aparecer a los europeos frente a sus costas muchas tribus sufrieron una fuerte conmoción. En algunas islas de Oceanía, por ejemplo, algunos indígenas confundieron a los primeros visitantes con demonios salidos del mar, criaturas sobrenaturales que aparecían de la noche a la mañana. A muchos kilómetros de allí, en las costas del “Nuevo Mundo”, los indios Pequot utilizaron el inquietante “Alguien viene” para denominar a los hombres llegados del este, mientras que, en el norte, las tribus de esquimales bautizaron a sus visitantes como Shakenataaagmeun, “la gente que viene de debajo del sol”.

Sobre los primeros contactos entre indígenas y europeos existe una amplia bibliografía, escrita casi siempre desde el punto de vista de los “conquistadores”. Sobre la visión de los indígenas, sin embargo, apenas ha quedado huella, a excepción de este valioso testimonio que constituye el nombre con el que las tribus bautizaron a los recién llegados.

Para muchas de las tribus de América, por ejemplo, el pelo de los españoles fue un factor especialmente llamativo. A los indios Tarahumara, asentados en lo que hoy conocemos como México, les llamó tanto la atención que los bautizaron como Chabochi, “persona con telarañas en el rostro”.

En la misma línea, los Kiowas se referían a los blancos como Bcdalpago, que significa “boca peluda” y los Zuñi designaron a los primeros españoles con el término Tsipolokwe, la “gente con bigote”. Los Algonquinos Miamis utilizaron el término Mishkiganasiwug, que en su lengua significa “aquellos con el torso peludo”.

En su breve ensayo How the American Indian Named the White Man (Cómo llamaban los indios a los hombres blancos), el antropólogo Alexander F. Chamberlain recoge otras muchas expresiones utilizadas por las tribus para describir a los visitantes. Así, los Upsarokas se referían a los blancos como Mashteeseeree, “ojos amarillos”, mientras los Kiowa usaban la palabra Ganonko, que significa “los que gruñen”.

Otro de los aspectos que más impresionaba a los indígenas era el carácter violento y la utilización del metal que hacían los visitantes. Las tribus iroquesas se referían a los holandeses como los Asset-oni, “los que hacen las hachas”, mientras que los Mohawks tenían varios términos para referirse a los blancos que iban desde los “cuchillos grandes” o “la gente de los cuchillos largos”.

A la vista de lo sucedido durante los años inmediatamente posteriores a la toma de contacto, con el exterminio de centenares de pueblos que habían vivido pacíficamente durante siglos, tal vez el apelativo más acertado sea el de los indios Ayoreo, que se refirieron desde el principio al hombre blanco como Cohñone, “la gente que hace las cosas sin sentido”.

23 de febrero de 2009 Posted by | CURIOSIDADES, HISTORIA | Deja un comentario

   

FOTOGRAFÍA DE PEAZODECOCK

Hablemos de fotografía.

EL BLOG DE PEAZODECOCK

El lobo de internet

LA COLINA

Un libro de PEAZODECOCK

SEMU DEL ACEHÚCHI

El blog de todos los acehucheños.

A %d blogueros les gusta esto: