EL BLOG DE PEAZODECOCK

El lobo de internet

TENEMOS MÁS BACTERIAS QUE CÉLULAS EN NUESTRO CUERPO


Nos lavamos obligatoriamente las manos, rociamos nuestras encimeras y mueca cuando alguien estornuda cerca nosotros-en hecho, hacemos todo que podemos evitar encuentros innecesarios con el mundo del germen. Pero la verdad es nosotros es prácticamente platos de petri que caminan, abundantes con las colonias bacterianas de nuestra piel a las hendiduras más profundas de nuestra tripa. Todas las bacterias que viven adentro usted llenarían un jarro del mitad-galón; hay 10 células más bacterianas de las épocas en su cuerpo que las células humanas, según Carolyn Bohach, un microbiólogo en la universidad de Idaho (U.I.), junto con otras estimaciones de estudios científicos. (A pesar de sus granes números, bacterias don’ t toma que mucho espacio porque las bacterias son lejos más pequeñas que las células humanas.) Aunque eso suene bastante grueso, it’ s realmente una cosa muy buena. La infestación comienza en el nacimiento: Los bebés injieren bocados de bacterias durante natalidad y cogen abundancia más de su mother’ la piel de s y leche-durante el amamantamiento, las glándulas mamarias se coloniza con las bacterias. ” Nuestra interacción con nuestra madre es la explosión más grande de los microbios que conseguimos, ” dice Gary Huffnagle, microbiólogo e interno en la Universidad de Michigan en Ann Arbor. Y that’ s apenas para los arrancadores: A través de nuestras vidas, consumimos bacterias en nuestro ” del alimento y del agua; y quién sabe dónde, ” Huffnagle dice. Comenzando en la boca, la nariz u otros orificios, estos microbios viajan con el esófago, el estómago y/o las intestino-localizaciones en donde la mayor parte de fijan el campo. Aunque allí se estimen para ser más de 500 especies que viven a cualquier momento en un intestino adulto, la mayoría pertenece a dos phyla, al Firmicutes (que incluyan el estreptococo, el clostridium y el estafilococo), y al Bacteroidetes (que incluyan la flavobacterium). Durante mucho tiempo, los científicos asumieron que estas bacterias, a pesar de sus números, ni nos hicieron mucho daño ni mucho bueno. Pero en la última década o así pues, los investigadores han cambiado su consonancia. Para una cosa, las bacterias producen los productos químicos que nos ayudan a enjaezar energía y los alimentos de nuestro alimento, Huffnagle explican. Los roedores libres de gérmenes tienen que consumir casi un tercero más calorías que roedores normales para mantener su peso corporal, y cuando los mismos animales eran más adelante dados una dosis de bacterias, sus niveles de las grasas de cuerpo clavados, incluso si ellos didn’ t come más que tenían antes. Las bacterias intestinales también aparecen mantener nuestros sistemas inmunes sanos. Varios estudios sugieren que los microbios regulen la población y la densidad de células inmunes intestinales ayudando en el desarrollo de los tejidos linfoides destripar-asociados que median una variedad de funciones inmunes. Las bacterias también aparecen influenciar la función de células inmunes como las células dendríticas, las células de T y las células de B, aunque los científicos don’ t sabe los mecanismos exactos todavía. Y un producto químico lanzado por el bacteroide de la bacteria fragilis es capaz de dirigir cómo el sistema inmune que se convierte se madura. Además, los suplementos probiotics-dietéticos que contenían potencialmente beneficioso microbio-se han demostrado para alzar inmunidad. No sólo destripe el ” de las bacterias; la ayuda protege contra otras bacterias enfermedad-que causan que pudieron venir de su alimento y agua, ” Huffnagle dice, ” representan verdad otro brazo del system.” inmune;

6 de octubre de 2009 Posted by | BACTERIAS, MEDICINA | Deja un comentario

MICROBIOLOGÍA | Investigación publicada en ‘Science’

Descubren bacterias que viven sin luz ni oxígeno bajo el hielo de la Antártida

Un investigador posa sobre la superficie helada de 'Las cataratas de sangre'. (Foto: 'Science')

Un insólito ecosistema donde viven bacterias pese a no haber oxígeno, en completa oscuridad, a 10ºC bajo cero y en un agua con cuatro veces mayor salinidad que la del mar, ha sido descubierto en un lago subterráneo bajo un glaciar, en la Antártida. Este prístino hábitat funciona como un perfecto mecanismo biológico desde hace nada menos que entre 1,5 y cuatro millones de años.

Investigadores de las universidades de Harvard y Cambridge publican hoy en Science su hallazgo. El lugar, denominado Cataratas de sangre por el agua de alta coloración roja procedente de la oxidación que fluye por debajo del glaciar, ya había llamado la atención de los primeros exploradores antárticos en 1911, el año que se descubrió el Polo Sur. Ellos lo atribuyeron a unas algas rojas que suponían debían vivir bajo el hielo.

Pero una casualidad ha permitido descubrir el porqué de ese llamativo color rojo sobre el manto blanco del hielo. Mientras una investigadora permanecía junto al lugar justo el día oportuno, hubo un flujo de la salmuera subglacial recién filtrada que permitió tomar las primeras muestras y realizar los análisis que habían estado intentando durante años.

El primer resultado del laboratorio hizo exclamar a los científicos el célebre ¡eureka! que acompaña los descubrimientos: el agua no contenía oxígeno. Además, era rica en sulfuro, propio de los ambientes marinos y con una concentración salina cuatro veces mayor que la de los océanos.

Eso dio pistas sobre su origen oceánico y la edad: entre 1,4 y cuatro millones de años, cuando gran parte de la Tierra estaba cubierta de hielo y el agua marina quedó atrapada bajo los glaciares en un lago de unos cuatro kilómetros de largo por 400 metros de ancho, que no está congelado debido a su elevada salinidad.

Ecosistema asombroso

Pero lo realmente sorprendente es que los microbios que vivían entonces han seguido reproduciéndose y es el hogar de esos seres que han vivido ahí durante millones de años, aportando un ejemplo asombroso de cómo un sistema microbiano puede sobrevivir durante un periodo prolongado sin fotosíntesis o nutrientes de una fuente externa.

Jill A. Micucki y su equipo de investigación afirman que el lago de origen marino situado en el Valle Seco de McMurdo, al este de la Antártida, bajo un glaciar de 1,5 kilómetros de espesor es anóxica, extremadamente salina, y repleta de hierro.

También contiene sulfato, una fuente de energía común para microbios, pero curiosamente poco del sulfuro que generalmente se esperaría si los microbios estuvieran metabolizando el sulfato mediante su reducción a sulfuro.

Basándose en los isótopos de oxígeno en el sulfato y la evidencia de una enzima llamada adenosina 5 fosfosulfatoreductasa, los autores concluyen que los microbios están de hecho reduciendo el sulfato pero que lo están haciendo a través de un metabolismo hierro-sulfuro interconectado, el cual utiliza hierro de la base de sustrato rocoso del lago.

Los descubridores del nuevo hábitat proponen que los sistemas microbianos similares a este pueden haber existido durante los episodios de la llamada Tierra bola de nieve, cuando el planeta podría haber estado cubierto casi por completo de hielo.

Yendo mucho más allá, este ecosistema aislado durante millones de años podría explicar la existencia de vida en otros planetas de nuestro sistema solar. Formas primitivas de vida como es el caso, es lo que vienen buscando desde hace décadas los científicos de la NASA en Marte, y en la luna Europa de Júpiter.

17 de abril de 2009 Posted by | BACTERIAS, CURIOSIDADES, ESTUDIO | Deja un comentario

LAS BACTERIAS SE COMUNICAN


Dentro de unos años, si las investigaciones de Bonnie Bassler salen adelante, tal vez haya que darle el premio Nobel y reconocerle el mérito de haber salvado millones de vidas gracias a una idea muy sencilla. Hace aproximadamente una década, cuando comenzó a hablar de que las bacterias se comunicaban entre sí, algunos compañeros todavía se burlaban de ella. Siete años después, esta bióloga de la universidad de Princeton podría tener la llave para dominar a estas pequeñas criaturas y paliar las enfermedades que provocan.

El descubrimiento de Bassler se remonta a 2002, cuando encontró una escurridiza molécula llamada AI-2, implicada en la comunicación entre algunas bacterias que afectaban al pescado. Lo que Bassler y otros científicos han descubierto en estos años, y lo que ella explica con una magistral sencillez en su Ted Talk de febrero, es que durante los millones de años que llevan habitando la Tierra, las bacterias han desarrollado la capacidad de comunicarse entre sí, ya sea con los miembros de su propia especie o con los de otras, mediante un sofisticado mecanismo químico denominado Quorum sensing. Este sistema, entre otras muchas cosas, les permite saber en todo momento cuántas son y elegir la hora de lanzar un ataque masivo con garantías de éxito.

“Lo que hacen, y ahora lo entendemos”, explica Bassler, “es que se introducen en tu cuerpo, empiezan a crecer, se cuentan entre ellas con estas pequeñas moléculas y reconocen cuando han alcanzado el número necesario para lanzar su violento ataque a la vez, en el momento en que saben que van a tener éxito y van a vencer al huésped, por grande que éste sea”.

Conocer las moléculas que las bacterias utilizan para comunicarse abre la puerta a la posibilidad de engañarlas y pedirles que lancen su ataque antes de tiempo, de forma que no lleguen a causar los estragos que provocan en forma de cólera, salmonelosis y otras enfermedades. Descifrar este “esperanto” bacteriano, como lo denomina Bassler, también puede darnos la clave de cómo comenzó la cooperación celular y los mecanismos que condujeron a formas de vida más complejas, como el cuerpo humano y los otros millones de bacterias que habitan en él y le ayudan a sobrevivir.

12 de abril de 2009 Posted by | BACTERIAS, MEDICINA | Deja un comentario

   

El BOE nuestro de cada día

Web de noticias extraídas del Boletín Oficial del Estado

NOTICIAS EN GENERAL

Selección de noticias por PEAZODECOCK

FOTOGRAFÍA DE PEAZODECOCK

Hablemos de fotografía.

EL BLOG DE PEAZODECOCK

El lobo de internet

LA COLINA

Un libro de PEAZODECOCK

SEMU DEL ACEHÚCHI

El blog de todos los acehucheños.

A %d blogueros les gusta esto: